Pago seguro
Pago seguro Para tu seguridad y protección
Atención al cliente
Atención al cliente Excelente servicio personalizado
Entrega rápida
Entrega rápida En 2-3 días hábiles
Devolución gratuita
Devolución gratuita En 2-3 días hábiles
-2%

Enrique Mendoza

Enrique mendoza santa rosa reserva magnum 150cl.

España · Vino TintoAlicante

Envío gratis en península a partir de 150€

Compra ahora y recíbelo en un plazo máximo de 48/72 horas

Enrique Mendoza Santa Rosa Reserva es un ensamblaje (70% Cabernet, 15% Merlot y 15% Shiraz) que ha sido elaborado con uvas seleccionadas de los viñedos en la finca el Chaconero en Villena.

Este vino fue criado en la sala de barricas de la bodega en Alfaz del Pi durante 17 meses en barricas nuevas de roble francés Allier .

NOTA DE CATA DE ENRIQUE MENDOZA SANTA ROSA RESERVA

Enrique Mendoza Santa Rosa Reserva es de capa alta. Color rojo rubí, intenso con destellos teja adquiridos en su crianza.

En fase olfativa es muy mineral, con recuerdos a grafito, humus, piedras negras y tierra recién labrada, estos aromas minerales finamente se entrelazan con notas de especiados, balsámicos y florales como la violeta.

En boca es un vino muy equilibrado, uniendo potencia y elegancia con una firme carga tánica en el centro de la boca, sin reconcentraciones ni agresividades.

El postgusto es amplio y armonioso volviendo de nuevo las notas ahumadas y tostadas adquiridas por su paso en barrica.

La Bodega

Enrique Mendoza

D.O

Alicante

País

España

Grado

14.0% vol

Volumen

150.00 cl.

Uva

cabernet, merlot, syrah.

Enrique Mendoza Santa Rosa Reserva es un ensamblaje (70% Cabernet, 15% Merlot y 15% Shiraz) que ha sido elaborado con uvas seleccionadas de los viñedos en la finca el Chaconero en Villena.

Este vino fue criado en la sala de barricas de la bodega en Alfaz del Pi durante 17 meses en barricas nuevas de roble francés Allier .

NOTA DE CATA DE ENRIQUE MENDOZA SANTA ROSA RESERVA

Enrique Mendoza Santa Rosa Reserva es de capa alta. Color rojo rubí, intenso con destellos teja adquiridos en su crianza.

En fase olfativa es muy mineral, con recuerdos a grafito, humus, piedras negras y tierra recién labrada, estos aromas minerales finamente se entrelazan con notas de especiados, balsámicos y florales como la violeta.

En boca es un vino muy equilibrado, uniendo potencia y elegancia con una firme carga tánica en el centro de la boca, sin reconcentraciones ni agresividades.

El postgusto es amplio y armonioso volviendo de nuevo las notas ahumadas y tostadas adquiridas por su paso en barrica.